+34 696343894 info@sereola.com

Si estás pensando en modernizar tu casa con una instalación domótica, pero tienes miedo de que la domótica en casa sea muy cara ¡no te preocupes! La smart house no es tan costosa como piensas y aquí te contamos los 6 tipos de domotización que puedes pagar. El dinero es el último obstáculo que debe preocuparte cuando quieras hacer una instalación domótica vivienda. Se podría decir que estamos en la fase temprana de la automatización, pero cuando sigamos avanzado tecnológicamente, los precios se reducirán todavía más. Si eres de los que no pueden esperar o te hace un rollo pensar cuántos años pasarán para que bajen los precios de la casa inteligente, entonces te tengo buenas noticias. En la actualidad hay varios tipos de sistemas domóticos que podemos obtener por un buen precio. Además, esto puede ser un buen comienzo para convertir tu casa en una smart house. Así que veamos cuáles son estos sistemas y qué queremos decir cuando decimos “casa inteligente”.

¿Qué es una casa inteligente?

Una casa inteligente se trata simplemente de conectividad. Cuando pasamos de los celulares convencionales a los “inteligentes” dimos un gran salto en lo que a conectividad se refiere. Es decir, logramos tener llamadas y mensajes de texto con personas de todo el mundo gracias a Internet. Logramos conectarnos con las personas sin importar la distancia en la que estaban. El hogar domótico funciona de una forma similar. La única diferencia es que una instalación domótica tiene entre otras cosas que todos sus aparatos electrodomésticos y dispositivos están conectados y controlados desde un punto central. La domótica en casa te permite tener el control de tu hogar desde cualquier estancia de la casa o incluso desde fuera de ella. Puedes monitorear quién entra en casa, encender o apagar las luces, lo mismo el aire acondicionado. Abrir o cerrar puertas a tu paso. A esto nos referimos a conectividad. A poder lograr a partir de un sistema diferentes acciones en la casa. No solo se usa el Wi-Fi para controlar los dispositivos a través de la nube, sino también con tecnología Bluetooth, aunque esta es más limitada que la primera.

¿Cuáles son los beneficios de una instalación domótica?

La conectividad que la domótica nos permite obtener tiene una clara ventaja: conveniencia. Sí, es que una casa inteligente te permite hacer muchas cosas que usualmente hacemos de manera manual, como encender una luz, ajustar el termostato, precalentar el horno, etc. Sin embargo, con la domótica podemos hacer todo esto sin mucho esfuerzo y más rápido. Y si la comodidad no es una ventaja, quizás el ahorro energético es lo más importante. Al establecer horarios de uso de los electrodomésticos o administrar mejor el uso de ellos, estaremos ahorrando mucha energía y por extensión de dinero.  Aparte de la eficiencia, también el tema de la seguridad es un plus con el sistema domótico. Nunca antes habíamos tenido tanto control y seguridad de nuestro bienes. No solo en el sentido de prevenir robos, sino que si se presenta una emergencia también nos ayuda a llamar a las autoridades pertinentes. En definitiva, la tecnología está ayudando a que nuestro modo de vida evolucione cada vez más. Y sería un desperdicio no comenzar a incluir la domótica en nuestros hogares.

5 tipos de domótica en casa precios asequibles

Estos son los componentes domóticos que automatizarán tu hogar sin tener que gastar miles de dólares para ello.

Enchufes inteligentes

El dispositivo más básico de una casa domótica es el enchufe inteligente. Este es una extensión de los enchufes de pared que proporcionan un control más eficaz de los electrodomésticos conectados a estos. Generalmente son fáciles de usar e instalar, y cuentan con la aplicación necesaria para manejar adecuadamente los aparatos de la casas. 

Iluminación inteligente

Los sistemas de iluminación del hogar inteligente incorporan la mejor tecnología para maximizar la comodidad. Las bombillas LED no solo pueden recrear ambientes únicos por sus colores programables, sino que ahorran hasta un 70% de energía en comparación con una bombilla convencional. 

Sensores inteligentes

Otra clave de la domótica está en los sensores inteligentes. Estos son el corazón del hogar domótico, pues son los que recogen la información necesaria para activar los dispositivos. Por ejemplo, hay sensores de movimiento que pueden hacer que tus puertas se abran a tu paso. O sensores de temperatura que harán que su sistema de climatización se ajuste. Incluso hay sensores de humedad, peso, etc.

Vigilancia inteligente

Las cámaras móviles IP son el factor de vigilancia más importante del mercado. Estos pueden conectarse con un sistema central, para poder ver desde nuestro smartphone todo lo que ocurre en casa. Eso es en realidad lo más básico en seguridad inteligente del hogar. Y es una opción económica para comenzar. Los sistemas de vigilancia domóticos más avanzados incluyen sensores de movimiento y dispositivos para que las ventanas y puertas se cierren solas. Además de alarmas y simulación de vida dentro de la casa.

Jardinería inteligente

La jardinería es un pasatiempo que puede ser muy relajante y además que es también aparte del diseño decorativo de la casa. A veces por falta de tiempo nuestras plantas se mueren, pero no te preocupes porque podrás usar dispositivos de riego programables para que esto no pase nunca más. Si estas interesado en comenzar a convertir tu casas en un hogar inteligente, no dudes en averiguar aquí el precio del sistema que más te guste. En Sereola Technologies encontrarás precios a tu medida y la tecnología de alta gama en la palma de tu mano.